viernes, 29 de noviembre de 2013

jueves, 28 de noviembre de 2013

Maternidad feliz


Ayer estuvo en mi casa, radiante ante esa maternidad ya inminente, hace años no quería ni hablar de parir, a día de hoy está temerosa e ilusionada a partes iguales. Me pregunta y le digo que nuestro sistema de sanidad a día de hoy es maravilloso y que no tiene que preocuparse de nada, que dar a luz se asemeja mucho a ir al dentista, hay que estar lo más relajado que se pueda y obedecer. Dar a luz es un pequeño milagro en el que el premio final es la entrega de ese hijo que en realidad nunca esperaste tener.

Ya nacido un hijo tuyo pasa a ser tu mayor dicha. En adelante solo esperarás estar a su altura, y eso que en ese momento no tienes ni la menor idea de cuanto te hará aprender. La miraba y nunca la vi tan hermosa, con su enorme barrigota que dentro alberga a un ser que antes de nacido ya tiene todo, y quizá mucho más de lo necesario, eso me alegra, han tenido que trabajar muy duro durante muchos años para conseguirlo, pero fue ahora cuando se plantearon tener a su primer hijo. Una niña que se sumará a una tribu en la que en los últimos años hubo solo pérdidas familiares, por eso hace tanta ilusión saber que ya llega. Todos la esperamos dispuestos a cuidarla, mimarla y quizá malcriarla un poquíto, porque en un futuro ella llevará nuestra sangre y la esparcirá por el mundo. Llevará nuestro apellido también y sus hijos habitarán el mundo cuando ya no estemos.
Ayer la veía radiante y feliz, y volví a repetirle de nuevo que nunca estuvo tan guapa. Ella sonrió porque sabe bien que no miento, que a mí no me gusta mentir. Y que si digo que la veo guapa es solo porque la estoy viendo. Más guapa que nunca, y nunca tan feliz.

miércoles, 27 de noviembre de 2013

Querer es lo contrario de maltratar

Creo que en nuestra sociedad hay cosas que no terminan de quedar claras. Y que ocurre porque durante muchos años hemos vivido confundidos y afortunadamente son otros tiempos; vaya si lo son. Ahora sabemos que nadie tiene poder sobre nadie. Es un principio, sabemos que si no somos felices con nuestra pareja siempre podremos cortar esa relación. Que si no queremos permanecer a su lado nada nos ata. 

Hoy sabemos mucho más que ayer, y es que ahora sabemos que por mucho que nos prometa la religión, vida demostrable solo hay esta, y es esta, justo por eso la única que nos debe importar vivir con ilusión. La eternidad en caso de que la hubiere, nos conviene tenerla lejos, pero lejos, lejos. Y hacer de esta única vida que tenemos ese lugar que queremos, un lugar de continuo respeto y admiración.


En sociedad existen muchos modos de vacunarnos, el más importante de todos yo diría, es la información. Estando bien informado los males son menos males y existe el remedio. Afortunadamente son otros tiempos, a veces un buen diagnóstico depara la solución.


sábado, 23 de noviembre de 2013

El diario de Ma Yan

Este es un libro que compré hace tiempo y que hace tiempo comencé a leer. Lo leo con la respiración entrecortada porque aunque es libro sencillo y a su modo maravilloso, se me encoge el corazón sabiendo que lo que contiene entre sus páginas fue realidad.

Es un libro formado por fragmentos escritos por una niña que aprendió a leer y a escribir. Es un libro que a mí me costó solo un euro en una librería de viejo, pero que creo que ni con todo el dinero del mundo podría pagar. Es un libro triste y delicioso, de lucha desesperada y también de mucha ilusión. Tiene dentro todos los contrastes del universo, quizá por eso cuando miro el mundo que me rodea con esos contrastes que en su libro Ma Yan me cuenta, me duelen mucho más aún de lo que me dolían. Porque el mundo necesita ser sobre todo equilibrado, y me pregunto si alguna vez lo será.

Hace tiempo yo soñaba con escribir y publicar mis propias historias, intento no abandonar ese sueño, pero ahora me conformo con leer libros que me hagan mejor persona. Y este libro es de esos, después de lo que se quiere hacer aquí con la educación, al señor Wert le recomendaría encarecidamente leerlo, y después salir a defender esos cambios que no quiero entender.

Tendréis que perdonarme que os hable de un libro que lleva tres meses sobre mi mesilla de noche y leo a pedazos sin avanzar demasiado. Es tan crudo que tengo que intercalarlo con otras lecturas, porque leerlo muy de seguido me rasga el corazón. Pero resumo lo que su editorial resume en la solapa interior:

"En mayo de 2001, un grupo de viajeros, entre los cuales se encontraba el corresponsal de libération en Beijing, Pierre Haski, se detuvo en Zhang Jia Shu, un pueblo perdido en el sur de la remota región china de Ningxia: eran los primeros extranjeros que visitaban aquella zona aislada y mal comunicada desde hacía setenta años. Justo cuando se disponían a abandonar el pueblo, una campesina les entregó una carta y tres pequeñas libretas marrones, rogándoles encarecidamente que se los llevaran. Aquellos sencillos cuadernos eran el diario de una adolescente llamada Ma Yan, y en ellos plasmaba la inclemencia de su vida cotidiana pero también sus esperanzas para el futuro y su convencimiento de que lograría salir de la miseria gracias a la educación. La carta que los acompañaba, sin embargo, era en la que pedía a su madre que le permitiera volver a estudiar, revelaba el drama de la pequeña Ma Yan, obligada a dejar la escuela para ayudar a sus padres, incapaces de mantener a sus tres hijos y pagar la educación de su hija mayor.
Aquel grito de desesperación no se perdió en la nada: la historia de Ma Yan aparecía en Libération en enero de 2002, y Occidente descubría la triste realidad de millones de chicas anónimas de la olvidada China rural. Un mundo ajeno al espectacular desarrollo del país y en el que, como en tantos otros lugares del planeta, la educación sigue siendo un lujo a la vez que el único camino para vencer la miseria".

Sirva a modo de grito que defiende la enseñanza pública de cualquier pueblo. Algo que ningún gobierno debería negar. Amén.

viernes, 22 de noviembre de 2013

Sobre la Ley Wert

No salí a la calle a manifestarme, me quedé en casa manifestándome, eso es leyendo mucho, sigo leyendo Mi vida querida, de Alice Munro, y no me parece una mala forma de manifestarme. Dentro de ese libro hay muchas manifestaciones distintas a diferentes niveles de la vida. Leo muchos blog de escritores españoles, de gente normal, como tú o como yo que tiene mucho que decir, y de cantantes y de personas interesantes que pertenecen a ramos muy variados, que dicen mucho y lo dicen bien.

Ese fue mi modo de manifestarme ante una ley que hace más fácil estudiar para quienes se lo pueden pagar, e imposible para quienes no pueden aunque quisieran. Ese es en mi opinión el veto peor, desperdiciar el talento de algunos favoreciendo el alcance de otros, todo medido por posición económica, pero no con verdadero rigor.

Y lo que es por posición económica, si todo sigue como va, siempre alcanzarán las cumbres los mismos. Basta ya. Hay una frase que nunca deberíamos olvidar y que debería volar tan lejos como vuela el viento:


"El peor enemigo de un gobierno corrupto es un pueblo culto."

Mahatma Gandhi


Quizá el peor enemigo de un pueblo culto sea un gobierno corrupto...a saber.




jueves, 21 de noviembre de 2013

La catedral de los hombres de la mar, impresionante

Me gustan los consejos que suele dar en su programa, entre ellos que comer bien no es caro; por comer bien entiende que es cocinar como lo hacían las abuelas, que salían a su huerta a por unas patatas, unas cebollas, unos ajos, y algún producto de temporada... y añadiendo a esto un poco de chorizo, tocino y morcilla, daban de comer a una familia de ocho personas o más. Y podían comer hasta reventar sin vaciarse el bolsillo. 

En una época en que le salen imitadores y detractores por todas partes, a mí me sigue encandilando su forma de trabajar y de aconsejar a quienes a día de hoy tienen poco tiempo para cocinar debido a las horas que pasan en el trabajo. Es consciente de que en las parejas más jóvenes tienen que trabajar los dos para poder mantener los gastos del hogar, por la subida de la vivienda en propiedad y en alquiler, pero no deja de animarles a preparar las mismas comidas en olla rápida, que divide el tiempo de cocción por tres. Y pueden comer diariamente sano y barato, ahorrándose mucho dinero a fin de mes, sin tener que recurrir a comida precocinada o a lugares de comida, tan al minuto, como insana por definición. Creo que la infancia española está más a salvo con estos consejos, y los repite con frecuencia por si alguien anda despistado por ahí.

Lo peor para mí es el horario de emisión de sus programas, algo que a través de su twitter, que acabo de encontrar por casualidad, queda salvado. Hay infinidad de vídeos de comida sana y rica, y sobre todo barata, aunque cocina de todo, está claro, pero en eso es siempre el cocinero que hay en uno el que decide al final. Hay por lo tanto libertad final. 

Él no necesita presentación, se presenta solo, pero por favor, no se pierdan esa "catedral de los hombres de la mar", que nos demuestra que el Dios verdadero nunca precisó de grandes edificios porque anda por todas partes...aunque a algunos se les siga olvidando que nació en un pobre pesebre. Suerte que los villancicos antiguos nos lo suelen recordar.



“Egun on, buenos días. La catedral de los hombres del mar. Un saludo a toda la gente que trabaja en este duro oficio”

miércoles, 20 de noviembre de 2013

Calva me voy a quedar

Esta mañana mientras conducía iba escuchando la radio, resulta que desde el gobierno planean aprobar nuevas leyes de esas que ellos aprueban en un santiamén...para que aprueben otras cosas necesarias y de veras importantes, en mi opinión, llevo esperando pasado mañana 44 años...y alguno de ustedes bastantes más, quizás las seguirán esperando nuestros hijos, nietos y biznietos...

Entre esas reformas "urgentes" está la de multar con 600.000 euros a quienes se manifiesten delante del parlamento. Soy una ignorante de aúpa, eso lo sabemos, pero ¿quién supongo que les pone en el puesto en el que están los señores que nos gobiernan?, que yo sepa el pueblo, pero cuidado, que el pueblo no se vaya a quejar.

Las últimas cifras en Asturias hablan de 2.500 empresas cerradas durante 2013. De modo que la realidad diaria que vivo es desesperante, pero cuidado que no me vaya a desesperar y montar un buen escándalo ante el parlamento que me saldrá en un tiempo record -cuando les da la gana vaya si se apuran- por un precio de 600.000 euros, y claro, no me alcanzará la vida que me queda para pagar...y menudo pufo que dejo a mis hijos, nietos, biznietos y paro de contar.

Paro de contar sobre todo porque necesito mi buen humor para finalizar el día, que tengo mucho trabajo por delante. Ya está.


martes, 19 de noviembre de 2013

Escribir y al tiempo concienciar

Me encuentro con libros suyos cada poco, es normal, tiene ¿más de cuatrocientos publicados?, creo que sí. Y cuando leo la sipnosis de ellos, unas veces rebuscando en los estantes de la biblioteca, otras veces leyendo, como ahora, el resumen que alguien hace desde su blog encuentro lo mismo, conciencia social y actualidad. Y sé que si yo fuese adolescente agradecería toparme con sus libros para leerlos, tengo alguno por casa, por eso lo sé.

Ha escrito historias muy de actualidad, quizá preocupado por ciertos comportamientos que le preocupan, yo diría que es más de prevenir que curar, aunque tengo claro que la palabra escrita también nos cura. 

En este libro en concreto habla de una realidad muy cruda, la del adolescente que sale de fiesta y se topa de frente con el mundo que hay. El que desde su edad y su experiencia debe tomar decisiones en buena o en mala hora. El que puede tener todo el futuro por delante, o en un momento mal dado, dejar su futuro atrás. 

Es curioso, pero es verdad, cuanto más lees, más cuenta te das de que todo está ya contado - en parte, antes me resignaba a aceptarlo- y ello te lleva a replantearte si seguir con algunas historias que tienes en proyecto, después el tiempo decidirá. A fin de cuentas todo lo decide el tiempo.

Este libro de Jordi Serra I Fabra trata un tema que desgraciadamente no queda lejos. Según el juez de menores, Emilio de Calatayud, en una visita reciente a Asturias, esta es una comunidad privilegiada por lo bien que está en el tema de la juventud y debería servir de ejemplo para otras. Creo que a la juventud le faltan buenos referentes en televisión, sigo espeluznada por esa niña disney que me resultaba adorable, y ahora recibe premios encendiendo porros. Una forma inteligente de lanzar un mensaje opuesto es escribir un libro como este; o en su defecto leerlo. Ahí lo dejo.


Verbo retuitear

Copio y pego esta sugerencia, no os la perdáis:


"El gato está molesto". No os perdáis el artículo de Juan Cruz sobre Doris Lessing.

lunes, 18 de noviembre de 2013

Esa dichosa manía de contar y contar

Esta mañana, sin pretenderlo hallé el tercer relato que me faltaba y comencé a escribirlo. Es tarde, lo sé, un año de plazo no fue suficiente para hallar lo que hoy hallé, como surgido de la nada. A veces persigues una idea y no llega, a veces no la buscas y la encuentras. Después de leer Mi vida querida de Alice Munro entendí que la sencillez no es mala. Que la precisión no es algo que se deba combatir, y lo más importante que ya intuía, que los relatos nunca tienen un principio definido así como tampoco un final. Todo comienza y continúa en los márgenes de afuera, por muchas páginas que queramos emplear.

Ya no admites mis comentarios, te dejé dos y los ignoraste, dices que debes dejar espacio para otra gente; después nunca te los volví a dejar. Aprendí a apreciar aún más a quienes los reciben en sus blog, respondan a ellos o no, en verdad siempre supe que no necesito respuestas. Quizá porque no siempre las acepto, eso también es verdad.

Supongo que no me lees tampoco, me da lo mismo, escribo porque es algo que me nace de adentro, no por nada en particular, sé pocas cosas que pueda asegurar; ya nada aseguro. Me muevo como los vientos que se mueven a voluntad, intento esparcir alegría y a veces no puedo, pero es algo que nunca dejo de intentar. A fin de cuentas solo podemos soñar, tal vez porque a veces la realidad es dura. No me leerás, pero yo tengo ese nuevo cuento que tanto esperaba, no sé si después de escrito me parecerá bueno, si lograré  exprimirle todo el jugo y hacer que brille, como solo brilla aquello que creemos perfecto aunque no lo sea, pero que cuenta todo cuanto quisimos contar.

No me leerás, llego tarde, no he cumplido con mi compromiso...pero ya te dije que iba a intentarlo con todas mis fuerzas. No estarás, pero seguiré escribiendo para quienes queden, la vida es una lotería constante. Celebraré junto a quienes quieran recibirme allá por donde vaya...ahora mucho más. 

domingo, 17 de noviembre de 2013

¿De verdad reconocemos a una mujer maltratada?

Tendemos a encasillar a las personas y no sé si, tal como se dice en esta entrada, una mujer maltratada tiene siempre este perfil que se apunta. Si es tan reconocible a simple vista como pensamos. Si en verdad dentro de cada familia en la que hay un maltratador, puede percibirse desde afuera. 

A veces pienso que no. Demasiadas veces cuando muere una mujer, sus vecinos se echan las manos a la cabeza, cuando no su familia, y dicen eso que viene a significar que parecía un hombre perfecto. A veces no todo es tan previsible como cabe pensar. A veces las situaciones se cronifican y la mujer, que se encuentra dentro, no tiene la perspectiva completa de su realidad. Es entonces cuando alguien desde afuera, con suerte le dice eso de: eres una mujer maltratada y estás en riesgo. Debes abandonar tu hogar.

Entonces, por fortuna, en su comunidad hay casas de acogida y profesionales de la psicología para tenderle una mano si llama al 016 o acude a una comisaría de policía. Y es justo ahí, entre las personas que verdaderamente conocen el tema donde todo comienza a cambiar. Hay una vida nueva cuando el nubarrón que se cierne sobre sus cabezas se despeja de pronto y un sol grande y fuerte comienza a brillar. Porque la víctima al contrario que su maltratador es alguien que respeta la vida y el pensamiento de quienes le rodean, sabe vivir no solo respetando sino amando las normas explícitas de la convivencia; es alguien válido en la sociedad en la que se encuentra, y al salir de su embrollo respira con nueva fuerza. Después de tanto tiempo sin respirar.

Todo esto y mucho más se me ocurre después de leer esta entrada que os recomiendo. Y es que hay blogs que se han actualizado poquíto, pero cuyo contenido es certero, y merece volar más lejos...ahí va.

jueves, 14 de noviembre de 2013

Es necesario proteger el mar

Me pregunto cuantos pescadores se vieron perjudicados por el vertido de un chapapote que tal vez se pudo evitar. Y quién se hizo cargo de las facturas que ellos no pudieron atender, por la escasez de recursos que el susodicho chapapote trajo consigo. 

Me pregunto a quién importa la desgracia de los trabajadores que si no pueden faenar no pueden comer. Que si no reúnen dinero no pueden pagar.

A veces tengo la sensación de que lo que les ocurre a los pequeños no les importa a los grandes. Y que esto es así en todas las facetas de la vida. Llevar por nombre Prestige a veces no significa tener prestigio. O al menos eso parece. Creo que la costa ha perdido una batalla judicial muy importante para que en adelante se la pueda preservar, haciéndolo con todas las consecuencias.

Nadie me culpe si adoro el mar, crecí viendo a los pescadores remendar sus redes para salir en días de intenso oleaje a faenar. Y nunca vi a ninguno enriquecerse, sí les vi dejar sus huesos a veces junto al horizonte, para nunca regresar.

miércoles, 13 de noviembre de 2013

Un sueño sembrado

Ayer sembré un sueño "profesional" que me hace mucha ilusión, no sé si estaré a la altura, no sé si me darán la oportunidad, no sé si estaré a su altura.

Pero tuve el valor de sembrarlo, abrir la tierra suave, dejar la semilla y volver a cerrar la tierra, igualarla y regar después con mucha agua de lluvia.

El sueño podrá nacer o no nacer, pero sé que hice todo lo necesario.

lunes, 11 de noviembre de 2013

Tifón Yolanda

Estamos acostumbrados a ver lugares de la tierra en los que vivir es más complicado aún de lo que ya de por sí pueda resultar normalmente. Esta mañana estoy siguiendo por televisión las noticias que llegan desde Filipinas, donde el Tifón Yolanda ha pasado llevándose todo a su paso. Y viendo tal devastación acudió de nuevo a mi mente una frase:

"Las manos que ayudan son más nobles que los labios que rezan".

Robert Ingersoll


De forma inmediata busqué la forma en que puedo ayudar, porque todos podemos hacer algo de alguna forma cuando queremos, y vía internet encontré un teléfono que os dejo. Es la forma que elegí porque me parece muy rápida. La dejo aquí por si alguien se quiere sumar. Mucha gente en este preciso instante depende de gente como tú o como yo, cualquiera de nosotros y en este momento mismo podría estar en su situación. Las manos que ayudan juntas logran grandes milagros. Tengo esa convicción.

SMS con la palabra AYUDA al 28092





domingo, 10 de noviembre de 2013

La verdad que se sabe, que se ve

A diario salen desde los atriles a contarnos que España va bien, que todo mejora, que pronto dejaremos atrás el agujero negro de la educación para quienes puedan pagarla; para la sanidad de quienes puedan pagarla...y la larga lista de elecciones para quienes se lo puedan permitir, pagando de antemano su tasa. Si no tienes con qué pagar, acostúmbrate a quedarte fuera del plan, a veces mientras hablan es todo lo que consigo contestar, al reflejo de una pantalla que no me ve, lo mismo que ellos. Esos que hablan que todo comienza a mejorar. Yo sigo viendo el mismo desastre multiplicado, castillos de naipes que en su caída derriban otros, y otros que si nada cambia desde dentro, caerán. Soy pesimista al respecto y no suelo serlo, veo demasiados ejemplos a mi alrededor a diario, porque en la lista de quienes pueden o no pueden, yo no puedo, por eso no se me puede engañar. La realidad está presente y se palpa, ante eso no cabe cerrar los ojos y fingir que ni es, ni está.

Por eso al terminar de leer esta entrada no puedo dejar de compartirla desde aquí, porque después de leer tantas mentiras contadas por algunos y con tanto empeño, después de escucharles a diario contarlas a viva voz frente a las cámaras que las repetirán incansablemente, solo queda contrarrestar con la verdad. La verdad que sí creo. Y aunque se nos haga eterno esperar, esta realidad solo podremos cambiarla desde las urnas de las próximas elecciones. Vayamos teniendo desde ahora muy claro a qué queremos votar. 

La conexión a Internet puede usarse para muchas cosas, yo desde el primer día la uso para adherirme a todo aquello que puede cambiarme la vida a mejor. Después den un tiempo y de motu propio la uso para relanzar aquello que quiero que llegue más lejos. Porque creo que entre todos, y de verdad de la buena, podemos hacer del mundo un lugar mejor.

No os perdáis esta entrada, por favor.

viernes, 8 de noviembre de 2013

Respetar la autoría

El problema de sacar tu novela de un cajón es que no sabes lo que vas a encontrarte al otro lado. No sabes si caerá en manos de alguien que respetará lo que tantos años de duda, esfuerzo, ilusión, desesperación...te ha costado, y por lo tanto te respetará como autor. O en manos de alguien que la descargue en un momento y la difunda por ahí, sin respetar la parte de ese contrato no escrito, que viene a decir que tu obra tiene un precio, el que le has puesto y justo ese que tú esperas recibir. 

Hay gente que sigue sin entender que la diferencia entre que guardes tu obra en un cajón, lejos de las miradas ajenas, o que decidas publicarla en algún lugar -pongamos por ejemplo Amazon- se encuentra justo ahí, en que puedes ganarte un dinero para afianzar un oficio de por si inseguro y ganarte un respeto con el que conseguir que otros respeten tus horarios o incluso tu necesidad de escribir. Ganarte el respeto de dedicarle tiempo a tus mundos paralelos. Esta es a veces la mayor traba de cualquier escritor, que algunos no entienden que si se le pone empeño puede llegar a ser un oficio, uno de verdad, como ser médico o soldador, administrativo de banca, maquinista de tren, o qué se yo. 

No quiero extenderme porque esta entrada es solo una excusa para dejaros un debate extenso e interesante que viene a resumir el origen de mis miedos a publicar aunque sea en un lugar en el que puedo hacerlo gratis. A veces no hay nada tan caro como la gratuidad. Decir que opino lo mismo que Teo Palacios y que entiendo su cabreo, cuando alguien no respeta tu trabajo no te respeta a ti, y tienes derecho a enfadarte mucho, mucho, aunque los demás sigan erre que erre con lo suyo. Quien no respeta las reglas pone piedras en tu camino, uno que ya no es nada llano de por si.

Os dejo su entrada, interesante por todo lo que cuenta y por los comentarios que suscita. Creo que resume un universo encontrado donde solo una verdad reluce, que cada quien se retrata a si mismo y que no todo vale, aunque algunos sigan pensando que sí.

martes, 5 de noviembre de 2013

Esa editorial independiente llamada Amazon:


Soy bastante escéptica en general, lo llevo en herencia, creo en los sueños, eso creo que también; pero no termino de creer en que alguien como tú, o como yo, que escribimos por pasión, lleguemos de la noche a la mañana a publicar en esa selva amazónica y de buenas a primeras nos hagamos con un ejercito de fieles seguidores de nuestra obra que nos acompañarán a lo largo y ancho de nuestra vida como escritores, hasta el mismo final. Esto me cuesta mucho creerlo. Pero sigo la pista de Amazon como fenómeno, como lugar posible, como remota posibilidad de algún día publicar mis obras. ¿Para cuándo será? Hay un largo camino primero, eso lo puedo saber porque me he demorado tanto que he ralentizado el paso, quizá hubiese cogido carrerilla de no existir este blog. Y es posible que a esta misma hora aún estuviese peor. La lentitud de este lugar y sus conexiones hacen que a diario tenga más claro lo que es escribir y el constante sacrificio que supone, y la pasión tan hermosa que es, lo que a mí me de veras me importa es que nunca se me pase esa pasión. Que me alcance para toda la vida y me siga funcionando, que escribir sea un lugar de desconexión, para todas las frustraciones diarias que llegando de alguna parte me aplastan y al escribir se exorcicen, con eso me basta.

Ahora vuelvo a ese lugar independiente llamado Amazon. ¿De veras habría un hueco importante para mí?, es que si no fuese un buen lugar no me interesaría, no me interesa el limbo de las obras. ¿Cuantos limbos existen por allí? Obras que solo conoce su autor y que ve decrecer a lo largo del tiempo hasta convertirse en la misma nada de cuando viven al fondo de un cajón. Me da por pensar que hay muchas y las que están ¿a que especie de contrato quedan confinadas?, creo que es todo lo que me preocupa de Amazon. Si la luna tiene una cara que no nos muestra, ¿cómo es el lado oscuro de Amazon?

La cara buena nos la muestra Blanca Miosi en esta entrada y está sujeta a sus propias normas que ella explica de forma gráfica. La cara mala solo podría contarla uno de estos escritores cuya obra no sabemos que existe. Creo que empezaré a indagar. 

lunes, 4 de noviembre de 2013

Guille Silva, 20.000 palabras

Acabo de leer ahora la entrada en su blog, ya tiene lista su novela para la venta. Mientras otros seguimos dudando sobre todo lo que hacemos, él ha conseguido hacer todo el trabajo que se propuso y presentarlo al mundo. Desde su blog, Diario de mi primer libro, ha ido dejando claro que es un buen escritor y siguiendo sus pasos puede verse que su vocación va en serio.

Vamos, que el libro 20.000 palabras, de Guille Silva ya está listo. Le deseo mucha suerte en su aventura y me hago eco de la noticia desde aquí. Le iré siguiendo de cerca, como siempre.

Os dejo la entrada en que lo cuenta

domingo, 3 de noviembre de 2013

Un titular:

Al final nos define tanto lo que aceptamos como lo que rechazamos.

Julia Otero


Premio Ondas 2013 a la trayectoria en radio más destacada.



En ellas se esconde, resumida, la gran lección de una profesional de la radio española, siempre tan inteligente como educada. Mi más humilde enhorabuena desde aquí.




sábado, 2 de noviembre de 2013

Admiración y amistad

Acabo de ver esta entrada, tan corta, pero que dice tanto y volví a decirme que hay personas que tienen la cualidad de elegir para ti, aquello que aún no conoces pero que te llena. Volví a decirme cuan importante es en la vida saber mirar. 

Sobre ese vídeo podría escribir mucho esta mañana, sobre todo lo que me produce, sobre todo lo que significa, pero a veces no hay palabras, hay que guardar silencio y sentir por dentro. Y no dejar de intentar ser buenos compañeros en la vida, siempre, para todos los que nos rodean. Porque nunca sabremos el tiempo que andaremos por aquí.

No se pierdan esta entrada

viernes, 1 de noviembre de 2013

Retazos...

Qué complicado se hace acostumbrarse a una persona importante en pasado. 
Pero qué bonito también sentirle cerca, aunque ya no esté.